Mensaje del 4 de mayo de 2016. 3:32 am

Escribe hijita, en tus manos Mi Niña, habita Mi Corazón, y en ellos la fuerza del Amor por la humanidad, y te he dejado saber que esta fuerza disminuye, no por Mi Querer, sino por el dolor que causa el pecado de los hombres en toda la humanidad, porque hieren Mi Corazón, y la Voluntad de Mi Padre se cumple en Mi Amor.

El tiempo es corto hijita, por ello, incesantemente orad, apresuraos en la oración cada instante por la humanidad; has visto esa Llama de Amor que late junto a Mi Corazón y que siempre mantiene un color azul; pues bien, Mi Niña, esa es la Llama del Corazón de Mi Madre, que Me sostiene por Amor, en la búsqueda de todas las almas que a diario trae a Mi Adolorido Corazón. Mi Madre Dulce que Os llama a permanecer en Mi Amor y volver a Mi Corazón, por eso debéis honrarla como Reina, porque Ella, fue Coronada para gobernar todo lo Creado, ya Os he dicho hijita, escuchadla; sin Mi Madre no seríais nada, porque Su Donación en el mundo, encarneció la Salvación de los hombres, y Su Entrega fue Primero que la Mía, para la Redención del mundo; Oh Madre Hermosa, Tierna y Dolorosa Madre, que apaciguas y llenas de Amor Mi Corazón, cuánto me Amas Oh Madre Mía, que sin Amor ninguno iguala, por todas las gracias de tu Corazón.

Oh Madre Admirable e Inmaculada, que Mi Padre me regalo, y que por Su Amor dono para vosotros también la Madre de Mi Corazón; para Ella las Alabanzas del Hijo, porque para el Hijo las Alabanzas del Cielo entero en el Cordero del Amor; no podéis hijita caminar hacia Mí sin Mi Madre, en Ella Mi Niña, encontrareis las virtudes que anhela Mi Sagrado Corazón y por Su Fiel Compañía y Su Infinito Amor, podéis caminar segura hacia Mis Brazos, para llegar a la Gloria Eterna del Máximo Amor.

En Ella, Oh María, se complace MI Corazón y Os la entregue como Madre, para que Reine vuestro Corazón; acudid todos a la Intercesión de Mi Madre, que la vida se agota para el mundo y en tinieblas camináis sin el rumbo hacia Mi Corazón; imitad las gracias de Mi Madre, que gran ejemplo Os dejo, y obedeced con gran respeto las peticiones de Mi Corazón.

Ella, Abogará ante Mi Padre, por la Piedad ante el Castigo merecedor y Su Corazón Inmaculado será la Puerta para la conversión de muchas almas, antes de la prueba de dolor a la que está sujeta la humanidad entera, por su desobediencia y su desamor; ésta hijita, una vez más, es una Aurora de Dolor, acompañadme en la reparación y en la entrega de vuestra humilde oración, junto al Amor de Mi Madre, que siempre reposa en Mi Adolorido Corazón. 3:58 am

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *